¿Ya conoces los beneficios de la equinoterapia? @doniacuca

 

Los beneficios de la equinoterapia

Por Christiane de Anda de Pous Landa @doniacuca 

Subirse a un caballo es todo un viaje en sí, aunque no te muevas un centímetro. Los humanos somos los depredadores por excelencia y los caballos son los animales presa que todavía tapizan planicies africanas y una que otra americana, muy protegida, claramente.

Nuestra relación con el caballo es el equivalente a nosotros, salir de nuestro cuarto y encontrar en el sillón de la sala un tigre de bengala y en vez de salir corriendo, invitarle un sandwich de roast beef. Eso hacen los caballos por nosotros, cuando nos permiten estar en un ruedo con ellos; ahora imagínense lo que sentirán, con tremendo chango trepado en el lomo. 

Aún así, el caballo ha sido el fiel compañero del humano desde hace cientos de años, por su inteligencia, dicen algunos, por su sensibilidad, dicen otros. Yo digo que las dos, pero sobre todo, por que el caballo, como presa, vive en el ahora. Sólo ahora le importa. Si come pasto, come pasto, si corre o juega, corre o juega. Los caballos no piensan en hubiera, o en tendría, sólo son. Y eso, a mi parecer, es lo mas difícil de alcanzar para nosotros los humanos. 

El estar con caballos nos regresa al aquí y al ahora. Ellos sienten lo que sientes, ese es su idioma y el único lenguaje que realmente les importa es el corporal, aunque entiendan el verbal también.

Al subirnos al caballo las cuatro patas del animal se convierten en las nuestras, nuestra cabeza y torso se conectan con las suyas y se forma un binomio que funciona como una sola entidad. A esto se le llama doma natural, cuando existe una relación consensual entre animal y humano, cuando ellos acceden a trabajar con nosotros, no por castigo o fuerza, sino por mutuo acuerdo y entendimiento. Cuando eso sucede, parece magia. Un caballo acostado de espaldas, con un jinete sobre su panza dándole besos en el hocico parece de cuento, pero no lo es.

Esta relación es la base de la equinoterapia, un método terapéutico que utiliza al caballo, las técnicas de equitación y el vínculo entre el animal y el humano para la rehabilitación física, psicológica, social y emocional. La temperatura del caballo, su impulso rítmico, la comunicación verbal y no verbal, son las que hacen de la equinoterapia un modelo único de tratamiento para todo tipo de personas de todas las edades. Aunque es mayormente usada para personas con discapacidad (autismo, parálisis cerebral, síndrome de Down, TDA-H, etc.), hace maravillas para la rehabilitación de adicciones, ansiedad, depresión, autocontrol, tolerancia, problemas de conducta y comunicación, estrés, entre otras.

El Rancho el Juguete se encuentra en el pueblo de Santo Tomás, a las faldas del Parque Nacional Ajusco y es un espacio dedicado al cuidado, rescate y rehabilitación de animales en estado de abandono. Aquí se realizan actividades con caballos como la equinoterapia, clases de equitación, talleres, cursos y clínicas de capacitación en el trabajo con animales, todas basadas en la ideología de la no violencia, la comunicación y el entendimiento de los animales. 

Con mucho cariño, los invitamos a conocer el espacio y a ver lo que hacemos; apúntense a la equinoterapia o las clínicas de doma natural y dejen que, como a mi, les cambie la vida.

 

www.facebook.com/eljugueteequinoterapia

eljugueteequinoterapia@gmail.com

whats: 5540262534

12087500_641637282645568_15473236_n

12081504_641637322645564_1895061198_n

 

facebook.com/HelloDFpage