La UNAM abre el primer centro de acopio de unicel en la CDMX

Inauguran el primer centro de acopio de poliestireno expandido, comúnmente conocido como unicel, llevado a cabo por Rennueva, startup, empresa nacida en la Universidad Nacional Autónoma de México y dedicada al desarrollo de tecnologías enfocadas al reciclaje.

El centro de acopio se encuentra en la CDMX ubicado en delegación Cuauhtémoc, promoviendo el programa de las 3 R’s (Reduce, Reutiliza y Recicla), con fundamento en la NOM- 161 SEMARNAT 2011 y con el desarrollo de un plan de manejo para reciclaje de unicel de manera local y próximamente de manera federal.

Con base en la NOM-161 que establece los criterios para clasificar los residuos de manejo especial (RME) y los residuos sólidos urbanos (RSU) en México, Rennueva desarrolló el primer plan de manejo para el unicel, avalado por la Secretaría del Medio Ambiente (Sedema) que busca la reducción del impacto ambiental, aprovechando el reciclaje del unicel como una cadena de valor para las necesidades sociales y económicas.

Con una inversión de un millón de pesos, y con una capacidad de acopio y transformación de cuatro toneladas mensuales, el nuevo centro iniciará la recolección y el acopio de unicel a partir del mes de diciembre, reduciendo así el volumen de residuos de unicel en la Ciudad de México en las próximas fiestas decembrinas.

Equipado con tecnología 100 por ciento mexicana y con una infraestructura y mobiliario adecuado, el nuevo centro de acopio realizará la recolección del material, su recepción, limpieza, almacenamiento, reciclado y distribución como materia prima para otros productos. “En la actualidad, ya existe una cultura del reciclaje del unicel en muchos ciudadanos, debido a que esta práctica se viene realizando de años atrás, pero hoy somos los pioneros y se le dio formalidad teniendo un centro de acopio en la delegación Cuauhtémoc”, comentó Héctor Ortiz, cofundador de Rennueva y responsable del centro de acopio.

La Asociación Nacional de Industrias del Plástico (ANIPAC) y la Asociación Nacional de la Industria Química (ANIQ), estiman que el consumo nacional del unicel en México es de 125 mil toneladas anuales, de las cuales el 25 por ciento se destinan a la fabricación de productos desechables para la industria alimenticia; el 75 por ciento restante se divide en el sector de la construcción y embalaje.

La delegación Cuauhtémoc es el corazón de la Ciudad de México, en ella se encuentra una gran cantidad de población flotante que genera de manera diaria grandes toneladas de residuos gracias a zonas como La Lagunilla, Tepito, La Merced, el mercado de San Juan, entre otros.

“En la delegación Cuauhtémoc es de gran importancia fomentar una nueva cultura de consumo y manejo de los residuos. Estamos convencidos que la participación de la sociedad es fundamental, por eso ahora podrán contribuir depositando el unicel en este nuevo centro de acopio. Agradecemos a la empresa Rennueva por el apoyo y el trabajo en equipo que hemos realizado”, comentó Ricardo Monreal Ávila, jefe de la delegación Cuauhtémoc.

Para reciclar los vasos, charolas, tapas y empaques de unicel que contengan el código de identificación de las tres flechas del reciclaje con el número 6 en el centro, pueden ser llevados a la calle de Mimosas 63, en la colonia Santa María Insurgentes, con horario de atención de lunes a viernes de 10:00 a 16:00 horas.

Con este centro de acopio, Rennueva busca el fortalecimiento de la cadena de reciclaje de unicel para darle un adecuado tratamiento a este residuo y consolidar el compromiso por el medio ambiente.

Mimosas 63, en la colonia Santa María Insurgentes

 


Fuente: Teorema Ambiental